B

Primera B / Noticia

Sebastián Neuspiller: "Mis viejos se enteraron por los diarios que estaba jugando en Fenix"


El ex delantero de Fenix pasó por los especiales de Todo Ascenso en Instagram con la conducción de Ezequiel Biondo y habló de todo, su carrera en el "cuervo", su no llegada a Ferro, su corto paso por Los Andes y mas.

¿Cómo fue su llegada al fútbol?
"Fue todo muy extraño y natural. Un día en la facultad hubo una convocatoria para una selección de fútbol de la universidad y a ese partido fue a verlo Fito Muñoz, que Fénix recién lo había contratado para empezar el torneo, que me preguntó donde jugaba y yo el dije que no jugaba en ningún club. Yo ni conocía Fenix, el ascenso en esa época no tenía visibilidad. Fito Muñoz me insistía a que me sume a Fenix y yo le decía que no, que tenía que estudiar medicina. Hasta que un día fui a un prueba, era en la cancha donde hoy está la cancha de Real Pilar. Había 200 chicos e iban a ir a los nuevos dirigentes del club. Hice 5 o 6 goles y César Mansilla, que iba a gerenciar el club, me preguntó como hacíamos para contratarme y yo le dije que no porque me estaba recibiendo, y me planteó de ir solo a jugar, sin entrenar, y no entendía, cómo iba a hacer eso. Pero el día que cerraba el libro de pases me llamó de nuevo Fito para que vaya a firman a AFA y fui. Todos, incluso mi familia, se enteraron por los diarios que estaba jugando en un equipo de ascenso, para mi era natural jugar al fútbol, por eso no se lo conté a nadie".

¿Cómo recuerda cuando empezó a tener repercusión?
"En esa época el ascenso empezó a tener mas repercusión, TN Deportivo pasaba los goles, estaba ABCDiario, el Olé empezó a darle bolilla, y yo era un bicho raro, un tipo que había arrancado de grande y estudiaba medicina, y me hicieron una nota en la revista Mística que titulares ´el último Dandy´ y ahí empezó todo. Incluso aun lo uso".

¿Cómo era su día a día siendo médico?
"Yo solo no hice inferiores, sino que tampoco entrenaba con el equipo. Yo iba al hospital, no tenia chances de entrenar con el equipo. A mi me hubiera gustado entrenar con mis amigos, pero no podía y tuve que hacer esa condición. La única vez que entrené con mis compañeros fue cuando fui a Los Andes, en Fénix solo iba el día anterior si había concentración. No es que no quisiera, pero decidí darle prioridad a la medicina. He ido a jugar partido con 36 horas de guardia arriba".

Su frustrada llegada a Ferro en Primera
"Gustavo Mascardi, que me representaba, y Corso, el presidente de Ferro en ese momento, acuerdan que firme en Ferro, que estaba en Primera División, y vamos a AFA, pero los dirigentes de Fenix llegan tarde, la firma pasó al lunes. Ahí se enteró la prensa y se enteró "Cacho" Saccardi, que era el DT, que no tenia ni idea de mi contratación y se enojó. Le dijo a los dirigentes que vaya a entrenar para verlo porque ni me conocía. En la práctica hice 3 goles, pero después me agarró y me dijo que no era personal pero que iba a decir que no a mi contratación porque lo habían pasado por arriba y no lo iba a permitir. Lo peor de todo es que Ferro estuvo 10 partidos sin hacer un gol y en Olé dijeron que yo les había hecho un gualicho y cuando iba a Caballito a visitar a mi vieja me puteaban".

Su paso por Los Andes
"6 meses después de los de Ferro, Mascardi me ubicó en el Mallorca B, pero no me sale el pasaporte, y ahí surgieron dos posibilidades, Los Andes o Tigre, y fui a Los Andes. Yo firmé contrato el día que empezó el torneo y no tuve adaptación al grupo. Ginarte era el DT y ya de arranque me dijo que tenía el equipo formado, y fue muy difícil acoplarse. Jugué un solo partido de titular que le ganamos a Quilmes con gol mio. A los 6 meses le dije a los dirigentes que no iba a continuar porque no me sentí bien tratado desde los futbolístico. Ahí a los 26 años firmé mi primer contrato profesional. ".

El ascenso a la C con Fenix
"En 2005 ascendimos con Fénix a la C. Veníamos perdiendo finales por el ascenso y llegar a una final no fue fácil, costó. Con Liniers en cancha de ellos. Fuimos a penales, yo pateé el primero, y en el trayecto desde la mitad de la cancha te pasan mil cosas, no llegás mas, se te achica el arco, vas pensando a donde pegarle y cambié la idea de a donde pegarle mil veces. De tanto insistir conseguimos el objetivo".

Su sueño de ser futbolista
"Mi sueño de chico siempre fue ser futbolista pero mi viejo no me dejaba. De chico le quemaba la cabeza que quería ser jugador de fútbol, y un día me consiguió una prueba en River y me llevó a desgano. Yo tendría 11 años e hice 4 goles, y había quedado y en dos semana empezaba, pero de regreso a la casa mi viejo me empezó a decir que si empezaba ahí no iba a poder jugar mas con mis amigos, que me tenia que cambiar de colegio, y obviamente un chico a esa edad sin apoyo de la familia no sabés que hacer".

Su salida y su sentimiento por Fénix
"Yo ya tenía 38 años y tenia mucho trabajo de médico y preferí que mi salida de Fénix sea de un día para el otro. Con la salida de César Mansilla y su gente, que eran los dirigentes reales, hizo que uno se alejara de Fenix porque los que manejan el club ahora no se portaron bien con Mansilla, lo estafaron por 10 años. Por eso me alejé, pero mi sentimiento continúa".

Todo Ascenso